Recursos para padres de jóvenes Gays, Lesbianas, Bisexuales y Transexuales...

¡Mi hijo es GAY! ¿Y ahora qué hago?

presentado y mantenido por Scott Bidstrup

¿Qué me está pasando? ¿Y a mi hijo?

Lo que está pasando es que estás descubriendo algo muy importante sobre quién es tu hijo y tu hijo te ha revelado algo muy importante sobre quién es realmente. Esto puede ser una experiencia destructiva o destructiva para un padre. Depende de ti.

Hay determinados estados en el proceso en el que estás embarcado, involuntariamente o no. Implican aprender y crecer. A veces será doloroso, a veces agradable. Lo que obtengas de todo dependerá en lo que te esfuerces y hasta qué punto puedas abrir tu mente.

Algunos padres mantienen sus prejuicios con mas cariño que a su hijo y rechazan sus derechos. Simplemente los desheredan y los tiran a la calle. Probablemente tú no lo hayas hecho, o no estarías leyendo esto. De este modo, esto te pone estadísticamente por delante de un cuarto de los padres de chicos gays.

Ahora, si tu quieres sacar el mejor partido de esto y saber por que clase de cosas vas a pasar por ser padre de un hijo gay, lee esta carta de Jim Lokken para aprender un poco más sobre el proceso y sobre lo que aprenderás.


¿Porqué mi hijo me lo tuvo que decir?

Tu hijo quiere ser honesto contigo. Intentar ser algo que no es es un burden tremendo y que conlleva grandes dosis de culpabilidad y verguenza. Has intentado enseñar a tu hijo honestamente y ahora tu hijo te ha mostrado que te quiere lo suficiente como para ser honesto contigo sobre quién es realmente, incluso arriesgándose al rechazo personal. Haciendo esta revelación, tu hijo se ha quitado de encima una gran dosis de culpabilidad y verguenza de encima y tienes que comprender el gran alivio que supone el no tenerte que mentir sobre lo que es en realidad.

Como padre, sin duda valoras sobremanera la honestidad en tu hijo. Es una marca de su carácter. Y el hecho de que tu hijo te haya confiado esta información indica que tus esfuerzos en educarle honestamente e íntegramente han dado resultado.

Mientras que esto es innegablemante un gran peso para tí, también es una oportunidad. ésta reside en el hecho de que ahora conoces a tu hijo mejor que nunca así que esta situación te permite tener la oportunidad de acercarte más de lo que nunca estuviste. Si puedes ser honesto con tu hijo sobre tus propios sentimientos y como le quieres sin importar su revelación, puedes usar esta situación para acercarte a tu hijo y convertirte en algo más importante para él o ella de lo que nunca fuiste. ¿No es esto lo que quieres como padre?


¿Es culpa mía?

¿Te preguntas si hicistes algo malo? ¿Te preguntas si hay algo que no hiciste bien? ¿Porqué te ha pasado esto a tí?

No te sientas culpable. No hiciste nada mal. Eres un padre maravilloso y tu hijo va a ser un maravilloso adulto como tú mismo. Tu hijo gay o transexual no es así por algo que tu hiciste ni por algo que alguien hizo.

A medida que la ciencia descubre más cosas sobre los orígenes de la homosexualidad y el transexualismo, se va aclarando que estás orientaciones tienen sus orígenes muy pronto en la vida. La mayoría de gays y lesbianas te dicen que lo sabían desde muy pronto -- en ambos casos, sospechas de ser "diferente" se encuentran en sus memorias más tempranas. Hay incluso indicios que incluso indican influencias prenatales, incluso hay patrones genéticos en todo ello.

El viejo mito psicológico de que la homosexualidad indica un padre débil y una madre dominante hace mucho que ya fueron desbancados por varios estudios. Los únicos psicólogos que mantienen esas posiciones son aquellos que tienen una agenda oculta -- normalmente una agenda religiosa, o una actitud profundamente homofóbica. La ciencia objetiva hace mucho que abandonó la idea de que los estilos de padres tienen alguna influencia significante sobre las orientaciones homosexuales o transexuales.

La contribución emocional más importante por cualquier padre puede hacer a las vidas de sus hijos es quererlos. Como la mayoría de los padres, eso lo has hecho y lo vas a continuar haciendo, o no estarías leyendo esto. Y ahora que sabes la orientación de tu hijo, necesita más amor y apoyo que nunca. De esto va toda esta página web -- de ayudar a tu hijo y darle el apoyo que necesita.


¿Quien ha reclutado a mi hijo?

Nadie. Tu hijo es gay desde una edad increíblemente pequeña y nunca hizo una elección consciente para ser gay, así que nadie pudo haberle reclutado.

Es muy tentador buscar cabezas de turco. Este tema es muy emotivo para los padres e incita todos sus instintos de protección.

No es posible que nadie reclute a nadie para "hacerle gay". La razón de esto es simple: ser gay no es una elección que alguien pueda hacer conscientemente.

El doctor Jack Weinberg, presidente de la American Psychiatric Association dijo en un comunicado público el 6 de Octubre de 1977 de que los miedos de "coger" la homosexualidad o de ser "reclutado" en la escuela o en cualquier otro sitio, "no tienen ningún fundamento científico".

Párate y piensa: ¿cuándo tomaste una decisión consciente para ser heterosexual, para ser atraído solo por personas del sexo opuesto? Por supuesto que nunca lo hiciste.

¿Puedes elegir quién te excita físicamente? Por supuesto que no puedes. Y tampoco lo puede hacer tu hijo. Puesto que no puede decidir por quien ser atraído, el decirle que las atracciones por el mismo sexo son erroneas o pecaminosas puede ser realmente dolorosa puesto que él no puede prevenir estos sentimientos. Simplemente sucenden. Con el tiempo, esta culpabilidad, miedo y rabia pueden crearle una depresión que le lleve al suicidio. Como padre, debes de ser sensible a los sentimientos de culpabilidad y miedo.

Tu hijo no es gay por algo que tú o cualquier otra persona hizo. Mientras que la ciencia no puede dar una explicación precisa sobre qué es lo que causa la homosexualidad, los expertos en la materia nos muestran que tanto las influencias ambientales como genéticas toman partido (mira la bibliografía para más información).


¿Y sobre la ley?

Las leyes de la mitad de los estados de los Estados Unidos caracterizan el sexo gay como delito de alguna forma. No hay leyes que prohíban el estatus de homosexualidad (sí lo es en algunos países). Más o menos la mitad de los países también lo califican de delito. Aunque la criminalización de este hecho varía de inexistente hasta felonía, estas leyes raramente son llevadas a la práctica.

Esto no significa que sean benignas. Normalmente son utilizadas como excusa para discriminar. Las lesbianas y particularmente a los hombres gays se les suele decir "¡No se alquila a pecadores!" Esta declaración puede ser bastante dolorosa para una joven pareja que busque apartamento. La misma excusa se utiliza para denegar trabajo, servicio en restaurantes, habitaciones en moteles, etc... Las leyes se utilizan para malos propósitos aunque raramente se hacen cumplir. Por esto los homofóbicos se niegan a la revisión de esas leyes, aunque sepan que no se usan para meter a la gente en la cárcel.

Como padre, debes saber si alquien lo hace, que tu hijo es fundamentalmente la buena persona que tú le enseñaste a ser. No se merece este trato. Por esta razón es responsabilidad con tu hijo trabajar por el rechazo de esas leyes y ver como se acaba este tipo de discriminación.


¿Deberíamos decirselo a la familia? ¿Y a los vecinos?

La decisión de contarselo a alguien depende realmente de tu hijo. él o ella tiene una gran inversión en relaciones que pueden ser dañadas o destruidas por estas revelaciones. También por su propia salud psicológoca, es importante que sepa quien lo sabe.

Para un padre suele ser difícil darse cuenta de esto pero a menudo puede ser extremamente difícil para un chico contárselo a alguien que conoce desde toda la vida, cuando existe una posibilidad real de que contarlo hará que le rechacen y le denieguen ningún contacto.

Otra consideración es el hecho de que el chico puede tener más experiencia en tratar con prejuicios y discriminación de lo que tu te creas. Puede habérselo dicho a amigos en los que hubiera confiado durante años antes de que te lo dijera a tí. Y tu hijo puede así haber aprendido mucho más sobre como manejar este tipo de relación de lo que tu puedas sospechar.

No puedes hacer que tu hijo sea honesto, particularmente cuando las consecuencias pueden ser tan devastadoras como un rechazo normal. Tu hijo crecerá mucho más fuertemente moralmente si hace esto por sí mismo, o si tú haces la revelación con su permiso que si simplemente lo dices sin preguntar.


¡Pero quiero información objetiva!

Aquí está lo que la
American Psychological Association dice sobre la homosexualidad, y algunos de los hechos científicos sobre ello.

La American Psychiatric Association, la American Medical Association y muchos otros grupos profesionales de salud mental y médica tienen exhaustivos estudios que indican que la homosexualidad es una variación humana normal y que no debe ser estigmatizada ni es algo por lo que se pueda discriminar. Estos estudios se añadirán a esta página cuando se reciban los permisos.

Para los que buscan información científica...

En mayo de 1994 (página 44), Scientific American publicó un par de artículos sobre los orígenes de la homosexualidad. Estos discuten las diferecias genéticas que se han experimentado en hombres gays, así como diferencias anatómicas que se han notado en sus estructuras cerebrales. Los artículos discuten algunos estudios que se han hecho sobre el tema.

El mejor libro sobre el tema es probablemente "The Science of Desire: The Search for the Gay Gene and the Biology of Behavior" por Dean Hamer y Peter Copeland. Discute con gran detalle no solo su propio estudio, sino el de otros, y discute las fortalezas y debilidades de aquellos.

Otro libro es "Evidence for a Biological Influence in Male Homosexuality," por Simon LeVay y Dean H. Hamer. Discute dos evidencias: una estructura en el cerebro humano y un enlace genético, que muestran un componente biológico en la homosexualidad masculina.

Hay muchos libros más sobre este tema, algunos de los cuales se listan en la bibliografía de esta página.


¡Pero si la biblia dice que es un pecado terrible!

No tan rápido... Los estudiosos de la biblia no son tan apresurados a juzgar como muchos predicadores locales y teleevangelistas. Aquí está lo que los expertos de la biblia dicen.

El tono que utiliza la biblia sobre el tema de la homosexualidad ha sido mal construido. A los antiguos les preocupaba mucho menos de lo que los modernos intérpretes imaginan. Este enlace te dará una vista aproximada de lo que realmente tenían en mente los antiguos escritores de las escrituras.

Sobre Sodoma y Gomorra...

El profeta Ezequiel discute los pecados de Sodoma y deja bien claro que los pecados de sodoma no eran la homosexualidad sino la inhospitalidad hacia los viajeros que venían del desierto (Ez. 16, 48-50). Que esta era la interpretación de la destrucción de Sodoma y Gomorra a cargo de Jesús está claro (Mateo 10:14-15; Marcos 6:11, Lucas 10:11-12); usando Sodoma como ejemplo en estas escrituras, lo que hace Jesús es hacer referencia a la interpretación del hecho por Ezequiel. Algunas versiones de la biblia incluso ponen a Jesús como nota a pie de página en este contexto.

Un libro excelente sobre este tema es "What The Bible Really Says About Homosexuality", por Daniel A. Helminiak, PhD. (información sobre pedidos en la bibliografía)

Mira la bibliografía para encontrar algunos otros y, si realmente estás interesado, mira en the bibliography on the bible and homosexuality.

Gente gay en la biblia

Los gays se ven reflejados positivamente en muchos sitios de la biblia. En el Viejo Testamento, todo el libro de Ruth es una de las más preciosas historias de amor entre dos mujeres nunca escritas. ¡Lo irónico es que muchos pasajes de esta preciosa escritura han sido usados a través de los años en ceremonias de boda heterosexuales!

La historia de David y Juan en el libro I Samuel es una preciosa historia gay también (I Samuel 19:1 a 23:29). En ella, cada uno muestra el compromiso y sacrificio con el otro que toda pareja gay ha experimentado y que puede reconocer al instante.

Incluso Jesús estaba sensibilizado sin duda alguna sobre la homosexualidad y, por ahora, no hay escrito en que la condene. Por lo menos en una ocasión ¡rezó por la fé de un gay! En la versión griega original sobre la cura del sirviente del centurión por parte de Jesús (Mateo 8:5-13, Lucas 7:2-10), las palabras usadas para describir al compañero del centurion no eran "sirviente". Se traducen más correctamente como "chico amado", una frase que claramente denota aquella práctica común que tenían los hombres gays poderosos de entonces de tener compañeros más jóvenes como amantes y compañeros.


¿Pero la homosexualidad no es una perversión antinatural?

La homosexualidad es una parte normal del comportamiento humano, aparentemente biológica en su origen y no puede ser cambiada. Aparece con la misma frecuencia aproximadamente en todas las culturas. La homosexualidad va más de amor que de sexo.

A los fanáticos les encantaría que creyéramos que los homosexuales son todos adictos pervertidos y adictos del sexo, que vienen para destruir todo vestigio de vida familiar e inocencia infantil. La realidad es bastante diferente.

Ser gay no va tanto de sexo como de amor. Ser gay significa querer a personas del mismo sexo. Para la mayoría de gays y lesbianas, el sexo es un adjunto del amor, como lo es para la mayoría de los heterosexuales.

Porqué debe de ser considerado erróneo el amor entre dos personas condescendientes?

Lee la historia de Jerry Albrent's sobre su amor por su pareja y su pena por su pérdida. Es una historia muy conmovedora.

Ser gay no significa que se tenga una necesidad inmensa de tener relaciones sexuales tan a menudo como sea posible, ni tampoco hay ninguna necesidad de hacerlo con niños o con los que no quieran. Estas nociones vienen de otra época, cuando no se sabía nada sobre la homosexualidad aparte de rumores y estereotipos. Ahora sigue siendo sorprendente como estas nociones se siguen presentando como un hecho.

Hace unos cuantos años, la Asociación Psicológica Americana llevó a cabo un estudio para descubrir cómo de frecuente es la pedofilia en los hombres gays. Los resultados del estudio indicaron que era menos común entre hombres gays que entre heterosexuales si se comparaban edades y situación personal. El resultado fue tan alarmante que rediseñaron el estudio y lo hicieron el nuevo -- con el mismo resultado -- ¡Así que es verdad! Los hombres gays no tienen tanta posibilidad de ser pedofílicos como los heterosexuales.

La homosexualidad es también bastante natural. Es una interculturalidad, lo cual quiere decir que aparece con la misma frecuencia en todas las culturas. El cómo estas culturas la tratan varía sustancialmente de unas a otras. Muchas culturas nativas americanas lo celebraban y lo consideraban un regalo espiritual, incluso haciendo líderes espirituales a sus hombres gays. Incluso hoy hay muchas culturas en el mundo donde se considera bastante normal y natural.

Nuestra respuesta a la homosexualidad y el transexualismo es el resultado de simples influencias culturales. Muchas otras culturas, muy admiradas por nosotros (como los antiguos griegeos, por ejemplo) apoyaban extremandamente a sus miembros gays, lesbianas y transexuales. Nuestra propia discriminación en contra de los homosexuales en nuestro medio, ¡dice mucho más sobre nosotros que sobre otros!


No me causa ningún problema que mi hijo sea gay. ¡No me importa!

¿Estás seguro? Aquí hay algunas preguntas para hacerte a tí mismo. Si las contestas honestamente, te darás cuenta de cómo de aceptador eres realmente.
  • ¿Te sientes mal en compañía de la pareja de tu hijo?Esto dice un montón sobre tu aceptación de la homosexualidad de tu hijo. Si no estás agusto con el compañero de tu hijo, para y pregúntate porqué no lo estás. Si en compañero fuera del sexo opuesto, ¿estarías agusto con él o ella? Ahora, sé honesto -- si estuvieras agusto con la misma persona si fuera del sexo opuesto, no lo has aceptado tan bien, ¿verdad?

  • ¿Te importa el que tu hijo sea abierto? ¿Porque tu hijo lleva pines de arcoiris o pegatinas en su coche? ¿Te averguenza esa clase de demostración? ¿Te da la impresión de que lo está luciendo? Piensa en el constante lucimiento que hacen de ellos, los heterosexuales -- juntando las manos e incluso besándose en público, los anuncios de vaqueros, perfume, regalos y miles de otras cosas. A ojos de tu hijo, eso es lucirlo, pero a tí no te parece así. Así que intenta verlo a través de la perspectiva de tu hijo -- y date cuenta de que "lucirltelo" es simplemente ser abierto contigo. ¿Intentas tú mantener tu heterosexualidad como un secreto? Por supuesto que no. ¿Así que porqué piensas debes de pedir a tu hijo que mantenga su homosexualidad como un secreto? Si todavía te importa, puede ser que realmente tengas un problema con respecto a la homosexualidad de tu hijo

  • ¿Crees que el deseo de tu hijo de casarse con su pareja es aborrecedor? Más de el 70 por ciento de la población de los Estados Unidos se opone al matrimonio gay. Y eso mayoritariamente es por las ideas sin sentido que tienen sobre el matrimonio -- que casarse es para educar a los hijos etc... La realidad es que nos casamos porque estamos enamorados o creemos que lo estamos. ¿Se le debe negar a tu hijo la posibilidad de casarse con el adulto que elija? Cuando dinamarca aceptó una forma de matrimonio gay en 1989, la mayoría de la población se opuso. Ahora la mayoría está a su favor. De manera impresionante, puesto que el 89% de los clérigos originalmente se oponían a ello. ¿Porqué este drástico cambio de actitud? Porque se ha demostrado que es algo bueno, como el matrimonio heterosexual

    .

  • ¿Te da problemas la idea del sexo entre gays? Piensa que la mayoría de las prácticas sexuales que llevan a cabo las parejas gays son también las mismas que las de muchas heterosexuales. Si eso no te importa mucho, puede que tengas que pensar en la diferencia por un momento. ¿Hay alguna? Si crees que hay alguna, entonces indica que tienes un problema con la homosexualidad en sí.

  • ¿Te molestan las palabras "homosexual" "gay" o "lesbiana"? Si sí, párate a pensar porqué. Probablemente sea porque tienen malas connotaciones en tu mente. ¿De donde vienen esas connotaciones? ¿Son aplicables a tu hijo? Tu hijo es muy parecido a las otras personas gays -- ¿así que cuál es el porqué esas connotaciones malignas?

  • Apoyar a tu hijo implica aceptarlo completamente. Si contestaste Sí a cualquiera de las preguntas de arriba, entonces has suspendido el test de aceptación y tienes que hacer deberes. Tu tarea es mirarte la página
    PFLAG, una organización puesta en marcha con la idea de que padres que han estado donde tu estás ahora, son ahora la mejor gente para ayudarte a comprender de qué se trata la homosexualidad de tu hijo realmente.

    ¿Qué narices pasa en la mente de mi hijo?

    Si tu hijo te lo dijo voluntariamente, te sorprenderá descubrir algunas de las cosas en las que tu hijo pensó antes de decírtelo.

    Si te gustaría descubrir alguna de esas preguntas lee la Justin's Letter to a Friend. Es una carta escrita por un joven gay a un amigo para ayudarle a comprender quién es él realmente.

    Si tu hijo te lo dijo de forma voluntaria, tu hijo tuvo que sopesar un montón de cosas antes de hacerlo. Si quieres tener alguna idea de ello, léete el ¿Cómo decírselo a tus padres?, un folleto escrito por padres de chicos gays que han estado ya donde tú estás ahora. También disponible en español

    Ha salido un nuevo libro específicamente escrito para hacerte entender qué es lo que está pasando por la mente de tu hijo "Homosexuality: The Secret a Child Dare Not Tell" por Mary Ann Cantwell (San Rafael, CA: Rafael Press, 1996) cuenta la historia de su propio hijo cuando se lo dijo, el darse cuenta del dolor que había sufrido y el estudio del dolor y el miedo que los chicos sufren mientras intentan mantener su homosexualidad en secreto. Es importante que entiendas lo doloroso que ha sido para tu hijo y cómo de difícil ha sido mantener este secreto.

    Incluso ahora, ahora que tu hijo te lo ha dicho, tu hijo está asustado justificadamente sobre como reaccionarás a partir de ahora. Sin duda tu hijo sabe que, en Estados Unidos, aproximadamente uno de cada cuatro jóvenes que se lo dicen a sus sus padres, terminan desheredados y viviendo en la calle y que sobreviven por la venta de droga o de sus cuerpos. Un gran porcentaje de esta gente joven no sobreviven lo suficiente como para censarse. Si tu hijo todavía es un adolescente, sin duda tiene algo de miedo de que esto ocurra.

    Es vitalmente importante que le asegures a tu hijo que ni le desheredarás ni le echarás de casa, porque tu hijo es mucho más importante para tí que lo que lo pueden ser tus miedos o prejuicios. Pónselo claro -- ¡y dale un abrazo!. ¡Hazle saber que todavía le quieres tanto como siempre!


    ¿Puede ser curado mi hijo de homosexualidad?

    Mucha gente promete "curas", pero ninguna resulta.

    Hay muchos grupos e individuos que prometen que pueden "curar" a tu hijo. En realidad no pueden.

    Dado que la homosexualidad está tan tremendamete arraigada, incluso el aspecto biológico de tu hijo y su identidad como humano, nadie, no importa cómo, puede cambiarlo. Es como intentar cambiar su aspecto físico o el color de su pelo.

    Los científicos que han estudiado este tema, dicen que los anuncios de "cura" no se basan en ninguna verdad. Los pocos estudios que dicen haberlo conseguido eran completamente defectuosos. Normalmente aquellos que dicen haber sido curados, no lo están si se les pregunta concreetamente.

    Hay unos cuantos cristianos, la mayoría asociados a sectas determinadas, que dicen ser capaces de curar la homosexualidad. Lo que realmente consiguen es reprimirla. Reprimir sexualmente algo normalmente hace que resucite de alguna otra forma. Se sabe que uno de los problemas de la iglesia católica es la pedofilia de algunos de sus sacerdotes. Así que intentar reprimir la orientación sexual de tu hijo es sólo una forma de buscarse problemas para más tarde.

    Hay algunos terapistas, la mayoría psiquiatras, que anuncian ser capaces de "curar" la homosexualidad. De nuevo, los estudios en los que se basan resultan ser totalmente erróneos. Mantente bien alejado de cualquier terapista que diga algo así.

    Aqui está la historia de Liz Armstrong sobre cómo intentó curarse.

    La razón por la que uso comillas cuando hablo de "cura" es que ésta implica un previo estado de enfermedad. Yo, personalmente ( y creo que la American Psychological Association, la American Medical Association y la American Psychiatric Association me apoyan en esto) creo que no es una enfermedad. Es meramente otra variación en esa diversidad de los humanos que nos hace a cada uno de nosotros tan únicos.


    Es imposible que mi hijo sea gay. ¡No lo parece!

    Ni lo sueñes. ¡Te sorprenderías de saber quién es gay!

    Es un dicho popular en la comunidad gay que si todas las caras de gays en la iglesia un domingo se volvieran púrpuras, ¡te impresionarías de la cantidad que hay alrededor tuyo! ¡Encima y abajo del altar! ¡Gente de la que nunca sospecharías -- contables, soldadores, doctores, mecánicos, abogados e incluso políticos!

    Muchos gays viven "en el armario" toda su vida y nunca se lo dicen a nadie excepto a los que aman.

    ¡Que tragedia! Sus familias nunca lo saben, sus compañeros de trabajo y colegas nunca consiguen saber realmente quienes son. Las amistades se basan en una mentira. La confianza y aceptación van en función del engaño

    Lee historia de Nancy Lampkin Olsen's de cómo se lo dijo su hijo y cómo esto ha afectado en su relación.

    Ahora que los gays están saliendo del armario, los viejos estereotipos van rompiéndose lentamente. La gente empieza a descubrir que gente que han conocido durante toda su vida y de la que nunca sospecharon, son gays. Lee la historia Laura Siegel y descubre como se ha vuelto un modelo para su hijo.


    ¿Significa esto que mi hijo va a ser extravagante, y va a ofender a todos mis conocidos?

    No necesariamente. La gran mayorí de los gays viven indistinguiblemente de cualquier otra persona excepto por con quién están en casa. Aprende aqui como son sus vidas. Incluso si tu hijo es extravagante, ¿no le quieres aun así? Por supuesto que sí.

    La diversidad es lo que da sabor a nuestra cultura y la da riqueza y belleza. Tu hijo puede o no ser extravagante, gritar al mundo lo que le hace ser diferente. Por supuesto que a tí no te gustaría que se vistiera así o que se comportara de esa manera, pero tu hijo es un ciudadano que tiene el derecho de expresarse. Como padre, a veces simplementes tienes que apartarte y "dejarles hacer". Mientras no haga daño a nadie...

    Pero quizás tu hijo es como cualquier otro en el barrio. Probablemente sale con la misma pandilla que los otros chicos, le gustan la pizza y las hamburguesas y hace las mismas actividades escolares que los otros chicos.

    Lo importante es que, sea lo que sea tu hijo, no esperes que eso cambie. Tu hijo es la persona que siempre fue, y tu nuevo conocimiento sobre él o ella no va a cambiar nada. Sin embargo, si eres un buen padre, tu comprensión sobre la orientación sexual de tu hijo debiera mejorar vuestras relaciones y aumentar la unión de la familia. Que eso suceda o no, depende de ti. Esta nueva revelación puede ser un comienzo para un nuevo concepto de relación padre-hijo y de cercanía, o puede ser un punto de discursión y silencio. Todo depende de cómo elijas ser de comprensivo.


    ¡Esto es horrible! ¡Significa que mi hijo va a vivir una vida solitaria y miserable!

    ¡Te sorprenderás! La mayoría de los jóvenes gays y lesbianas crecen tan bien adaptados y llenos emocionalmente como cualquiera. La mayoría tienen trayectorias exitosas y vidas de familia felices. Lee alguna de sus historias en los libros que se citan más abajo.

    Hay muchos libros sobre la vida de la gente gay, lesbiana y transexual.

    Un libro realmente precioso sobre una pareja gay es "Straight from the Heart," by Bob and Rod Paris-Jackson, dos campeones de halterofilia que se encontraron en un gimnasio y hicieron la vida juntos. Es una historia realmente emotiva.

    "Stranger at the Gate" es una autobiografía por Mel White, un escritor para Pat Roberson y un exitoso director de películas cristianas.

    "Coming Out Conservative" es la autobiografía de Marvin Leibman, que fue uno de los fundadores del movimiento moderno Conservador. Es la historia de su vida antes y después de decírselo a sus compañeros.

    "Uncommon Heros" de Samuel Bernstein, editado por Phillip Sherman es un libro sobre las vidas de docenas de gays que tuvieron mucho éxito y que han hecho que las cosas cambien en la comunidad donde viven. No hay razón para que tu hijo no pueda tener tanto éxito.


    ¡Pero nunca tendré nietos!

    ¡No descartes a tu hijo gay! Hay muchas opciones para que los gays, lesbianas y transexuales tengan niños, tanto suyos como adoptados. Si tu hijo gay quiere niños, puede tenerelos, ¡y eso te hace abuelo!

    Opciones para parejas de lesbianas

    Son la adopción y la inseminación artificial. En la mayoría de los estados, la orientación sexual no es una barrera para ninguna de las dos opciones.

    La inseminación artificial es una opción practicada cada vez más frecuentemente muchas parejas de lesbianas buscan donaciones de hombres, normalmente hombres gays, a quienes respetan y de quienes están cerca, y a quienes quieren que sus hijos emulen. Por supuesto, es un gran honor que te pidan ser padre biológico. Otras parejas optan por la donación de semen anónimo de un banco de semen.

    Las opciones de los hombres gays

    Los hombres gays llegan a veces a un matrimonio gay con hijo desde un intento fallido de relación heterosexual. Cuando esto ocurre, ambos padres educan a su hijo como suyo propio, mostrando igual compromiso con el niño.

    Las parejas de hombres gays tienen bien la opción de adoptar o pedir maternidad, normalmente de parejas de lesbianas que hacen este servicio por amor a hombres gays que son parte de su comunidad. Esto pasa cada vez más frecuentemente. La madre se insemina con el esperma del hombre gay o con el de uno anónimo.

    Posibilidades de adopción

    Las agencias de ayuda a los niños, incluso si son homofóbicas, saben que poner a un niño en casa de una pareja homosexual va a ser mejor para el niño que una sucesión interminable de hospicios o vivir en la calle. Así que la mayoría o todos los estados aceptan que las parejas de lesbianas adopten niños.

    Actualmente solo hay unos cuantos estados que impiden legalmente a las parejas de gays y lesbianas el adoptar o tener niños. Un sorprendente número de gays y lesbianas tienen niños de intentos previos de relaciones heterosexuales y matrimonios. En la mayoría de los casos, los matrimonios fallidos tienen como fin que el componente gay obtenga la custodia del niño. Es una manera muy dura de conseguir un nieto, y no se la recomendaría a nadie, pero ocurre con una frecuencia sorprendente. Los juzgados de muchos estados permiten ahora al compañero gay adoptar al niño de su pareja cuando se ve que es lo mejor para el niño. No es extraño que tu hijo tenga una pareja en esta situación.


    ¡Necesito desesperadamente hablar con alguien!

    ¡Tienes suerte! Hay una maravillosa organización de apoyo para gente en tu situación y lo más seguro es que tengan una delegación cerca de ti.

    Parents, Families and Friends of Lesbians and Gays, más conocido como PFLAG, es una organización que fue creada por padres que han pasado por lo que tú estás pasando con el propósito de apoyar a padres y otros miembros de familia que se encuentren en tu misma situación. Aquí tienes una lista de delegaciones locales PFLAG sumando casi 400 en la última cuenta, así que seguramente habrá alguna cerca de tí.

    Si no hay (o incluso si lo hay), piénsate el unirte a la "delegación virtual" aquí en internet.

    No hay persona con quien mejor hablar las cosas que un padre que ha estado ahí antes que tú. PFLAG te ayudará a calmar tus miedos y aclarar tus preguntas. ¡Dales una oportunidad!


    ¿Y el SIDA?

    Esta es la mala noticia. Pero hay esperanzas.

    Aquí hay estadísticas del Center for Disease Control, la Agencia Pública principal del gobierno estadounidense que se encarga de luchar contra la epidemia: Un tercio de los actuales adolescentes gays serán infectados por el HIV para cuando tengan 30 años. La mitad estarán afectados para cuendo tengan 50.

    Tu hijo no tiene que ser parte de esta terrible realidad. Aquí está lo que puedes hacer para prevenirlo:

  • Regla numero uno: NO REGAñES Tu hijo ya lo ha oído todo antes, créeme. No eres el primero que trata este tema con él, y créelo o no, no serás el último. Está bien que opines tu opinión, pero estés siempre hablando de ella. Lo único que harás será parecer que estás intentando curarle de su homosexualidad. Esa es una manera segura de perder tu influencia sobre él.

  • Aprende la verdad por tí mismo. La mejor manera de saber de lo que estás hablando es visitando una de las muchas páginas de sexo seguro y darte una vuelta, incluso si no te sientes bien haciéndolo. Tienes que aprender sobre el tema si quieres tener credibilidad. Te sugiero que te veas la safer sex page. También la hay en español si te es más fácil leerlo. El mejor lugar que he encontrado en la red con información sobre el VIH/SIDA es la Virtual Library AIDS Page. ¡Tiene montones de enlaces! Otra gran mágina es Critpath.Org.

  • Apoya. Esto va de la mano de la regla número uno. Haz que tu hijo sepa que le quieres y que quieres su fecilidad tanto como la tuya, pero no en un contexto moralizante (eso es otra vez molestar). Fomenta las relaciones duraderas y monógamas. Con los adolescentes admito que esto es algo difícil de hacer. A los chicos gays les gusta especialmente "probar las mieles". Pero si fomentas relaciones a largo plazo, no sólo estarás engendrando su crecimiento emocional, sino que reducirás las posibilidades de ser infectados por el VIH.

  • No prohibas. Usar las palabras "Te prohibo que..." te garantiza que tu hijo lo hará de cualquier manera, particularmente si es todavía adolescente. Tu hijo seguramente tendrá relaciones quieras tú o no y prohibirlo lo único que hará será alienarle. Tu hijo es lo suficientemente listo como para que no puede dejar embarazado a nadie con relaciones homosexuales y eso, en su mente, es la razón número uno para que no tener relaciones. Te garantizo que si tu hijo es adolescente se cree que es inmortal y que la epidemia del sida sólo es aplicable a pervertidos viejos y fosilizados. La manera de romper estos pensamientos es conocer los hechos y entonces, sin regañar, fomentar los comportamientos que les permiten crecer emocionalmente sin que se arriesguien. Esto lo puedes hacer siendo sabio y ganándote el respeto más que ordenándolo.

  • Comprométete. Comprometerte con tu proyecto SIDA local y fomentando que tu hijo ayude es la mejor forma posible de educarlo. Con esta clase de ejemplo tu hijo aprenderá rápidamente que te lo tomas realmente en serio. Enseñandole a ser voluntario, también contribuiras en gran manera a su autoestima, que es un prerrequisito primario para autocontrolar esta epidemia. Si tu hijo conoce a enfermos de SIDA reales, aprenderá rápidamente que esto es real y que él o ella es vulnerlable, especialmente cuando conozca gente de su edad. Esto romperá de mejor manera el dogma "Soy Inmortal" que cualquier otra cosa que puedas hacer. Sí, lleva tiempo, esfuerzo y compromiso, ¿pero no lo merece tu hijo?


  • Ayuda especial para transexuales

    Ser transexual crea un conjunto de problemas únicos especiales para tu hijo. Aquí hay algunos recursos.

    Primero, es de gran ayuda que entiendas lo que significa ser transexual. Si eres un padre típico probablemente tengas un montón de preguntas sobre tu hijo transexual a las que no tengas forma de dar respuesta. ¡Bueno, tienes suerte! Aquí hay una lista de preguntas frecuentes desarrollada para los padres de transexuales, hecha por padres de PFLAG que han estado donde tu estás.

    Los amables colegas de PFLAG han juntado un sitio especial en la web para los transexuales únicamente. Tiene material realmente interesante y evoluciona contínuamente, así que míralo a menudo.

    Aquí hay una gran página de recursos y libros sólo para transexuales. Te ayudará a entender la mente de tu hijo un poquito mejor.

    Para recursos fuera de los Estados Unidos, una lista de gran ayuda es el IFGE Directorio Internacional de Recursos para Transexuales. Tiene un montón de recursos, especialmente europeos.


    ¿Hay libros que pueda leer?

    Sí. Toneladas. Aquí hay una lista que te ayudará a empezar, y sitios para pedirlos por correo si no los encuentras en tu localidad.

    Two Teenagers in Twenty: escritos de jóvenes Gays and Lesbianas. Editado by Ann Heron. Boston: Alyson Publications, Inc., 1994.

    Este título de no ficción actualiza la edición de 1983 "One Teenager in 10". Se han añadido cosas nuevas y se han quitado algunas de las antiguas. Hombres y mujeres jóvenes de todo el país hablan sobre sus sentimientos personales y las experiencias que rodean a su sexualidad, el decirlo, estar en el armario, en la escuela, la casa, los amigos, etc... Un libro que debiera estar en todas las bibliotecas. Tiene una bibliografía.

    Susan & Daniel Cohen. When Someone You Know is Gay. New York: Dell Publishing, 1989.

    Este es un libro por y para los adolescentes gays. Te ayudará inmensamente a comprender la lucha de los jóvenes gays.

    Don Clark, Ph.D. Loving Someone Gay. Berkeley, CA: Celestial Arts, Revised Edition, 1987.

    Este libro te llevará a través de la etapa de miedo, gritos y lloros. Es un clásico que se ha reimprimido varias veces y todavía se está haciendo, merecidamente. ¡No lo puedo recomendar lo suficientemente!

    Griffin, Wirth & Wirth. Beyond Acceptance. New York: St. Martin's Press, 1986.

    Es mayoritariamente sobre las experiencias de otros padres de jóvenes gays y tiene un montón de historias con las que te identificarás. Hay un montón de información que corrige algunos mitos que puedas tener sobre gays y lesbianas.

    A Place At The Table, by Bruce Bawer. New York: Poseidon Press, 1993.

    Uno de los mejores libros que he visto. Explica la mente gay y el mundo hetero en el que los gays habitan. Te ayudará a comprender porqé existen los estereotipos y lo que puedes hacer con ellos.

    Dean Hamer and Peter Copeland, The Science of Desire: The Search for the Gay Gene and the Biology of Behavior, New York: Simon & Schuster, 1994

    Aquí está la evidencia de la base biológica de la homosexualidad. Eso que muchos fanáticos dijeron que nunca se encontraría. Hamer y Copeland no solo discuten su propia invesigación sino revisan las de otros.

    Simon LeVay and Dean H. Hamer, Evidence for a Biological Influence in Male Homosexuality.

    Otro libro sobre la ciencia de la homosexualidad. Discute dos piezas claras: la estructura del cerebro humano y el enlace genético que apuntan a que haya un componente biológico en la homosexualidad masculina.

    Rod and Bob Jackson-Paris, Straight from the Heart, A Love Story, New York: Warner Books, 1994.

    Esta es la historia verdadera de dos campeones de halterofilia gays que se encontraron en un gimnasio y se enamoraron. Un bonito ejemplo de lo que puede ser el matrimonio gay.

    Marvin Leibman, Coming Out Conservative, San Francisco: Chronicle Books, 1992.

    La autobiografía del fundador del Young Americans for Freedom, Committee of One Million, y un hombre que casi sin ayuda alcanzó la aceptación en la U.N. de la China Comunista. Este libro muestra cómo es posible ser gay y aun así tener éxito.

    Daniel A. Helminiak, PhD, What the Bible Really Says About Homosexuality, San Francisco: Alamo Square Press, 1994

    Es un estudio de lo que la biblia dice sobre el tema y explica cómo la biblia no ha sido sólo malinterpretada sino además aprovechada por fanáticos como hacha de guerra. Muy recomendado.

    Mel White, Stranger at the Gate: To Be Gay and Christian In America, New York: Plume Books, 1995

    Esta es la autobiografía de un hombre que fue uno de los más importantes miembros del movimiento evangélico de Cristiandad, un gran director de cine y escritor de discursos para el movimiento evangélico. Es una autobiografía muy movida.

    Pedir libros por correo

    Hay dos grandes vendedores de libros por correos especializados en título de temas gays.
    Lambda Rising y Different Light Books. Cualquiera de los dos te ayudarán a conseguir cualquiera de los títulos listados aquí.


    Regresar a la página "Mi hijo es gay"

    Comentarios a Webmaster

    Copyright © 1996 por Scott Bidstrup. Todos los derechos reservados

    revisado 8/23/96